URGEN DIPUTADOS FRENAR PRECIOS DESMEDIDOS DE MEDICAMENTOS CONTRA COVID-19

CENTRO PRINCIPALES

Aprueban dos exhortos en ese sentido dirigidos a Profeco, Coepriss, Salud y Presidentes municipales

Culiacán, Sin. 29 julio 2020.- La Comisión de Protección Civil, que preside el diputado Eleno Flores Gámez, cuestionó los precios desmedidos e injustificados en que son vendidos los medicamentos que requieren las personas para combatir la enfermedad del Covid-19.

En Sesión Virtual, el presidente de la Comisión, expuso que una persona contagiada con el virus SARS-CoV2 curándose en casa, puede gastar entre 20 mil a 40 mil pesos, siempre y cuando logre vencer a la enfermedad.

En un hospital de gobierno, curarse de la enfermedad tiene un costo que no baja de 100 mil pesos y en un particular, la cantidad es arriba del millón de pesos, añadió.

“De 40 (mil) a 50 mil pesos diarios en un particular, imagínense diputados, ciudadanos, los que no tenemos, o los que no tienen para comprar un mejoral y con estos sobreprecios”, explicó.

Ante este escenario, la Comisión de Protección Civil aprobó dos exhortos: uno dirigido al delegado en Sinaloa de la Procuraduría Federal del Consumidor y el otro a los titulares de la Comisión Estatal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios de Sinaloa, Secretaría de Salud y Presidentes Municipales.

Los diputados exhortaron al delegado de la PROFECO para que de manera urgente y en el marco de sus atribuciones y competencias, sancione a revendedores y a las farmacias por el sobreprecio desmedido e injustificado de los medicamentos prescritos para combatir el Covid-19.

Y a los titulares de la COEPRISS, Secretaría de Salud del Estado y Presidentes Municipales, para que de manera urgente y en el marco de sus atribuciones, dicten el cierre inmediato de aquellos establecimientos que permitan la aglomeración de personas.

Los exhortos, fueron aprobados por los diputados Eleno Flores Gámez, Fernando Mascareño Duarte, Jesús Armando Ramírez Guzmán y José Manuel Valenzuela López, presidente, secretario y vocales, respectivamente, presentes en la sesión.

En el exhorto por el sobreprecio en los medicamentos en plena crisis de salud, se expone que el hecho de lucrar con la salud de los más necesitados es un acto reprobable.

El acaparamiento de medicamentos y la reventa de los mismos a muy altos precios es una práctica que se está realizando en Sinaloa, situación que agrava aún más la emergencia sanitaria que está padeciendo la población, se señaló.

“Tales circunstancias, sin duda agravan la emergencia sanitaria que padecemos en nuestro estado, razón por la que consideramos que es de carácter urgente que se les sancione a todas aquellas personas que practiquen la reventa de medicamentos y a todas aquellas empresas farmacéuticas que de manera unilateral subieron los precios de los medicamentos prescritos para el tratamiento de pacientes con COVID-19”, dice el acuerdo leído en la reunión de la Comisión.

Atender a la brevedad esta necesidad, evitará que se genere un mayor desabasto en dichos medicamentos y que las personas que verdaderamente las requieran tengan la posibilidad de adquirirlas a un precio justo y accesible sin ser perjudicado también en su economía, se señala en el exhorto.

En el exhorto a COEPRISS, Secretaría de Salud y Presidentes Municipales, se expone que el riesgo por contagio del virus SARS-COV2 o “Nuevo Coronavirus” es bastante alto y los casos en Sinaloa no disminuyen.

Se reportan arriba de cien nuevos casos diarios en nuestro estado y los ciudadanos no están llevando a cabo las medidas sanitarias adecuadas para ayudar a que la pandemia cese.

Resulta urgente y obligatorio que se lleven a cabo inspecciones inmediatas en todas las áreas comerciales de los municipios en el estado de Sinaloa y dictar un cierre provisional de aquellos establecimientos que permitan aglomeraciones o bien no lleven a cabo los protocolos sanitarios establecidos, señalaron.

“Atender esta necesidad de manera inmediata, evitará que entre los sinaloenses se genere una mayor propagación del virus, y que en el tiempo estimado por las autoridades sanitarias podamos retomar nuestra vida cotidiana en ámbito económico-social”.