OZZY OSBOURNE HACE OSCURAS CONFESIONES.

ESPECTÁCULOS

El líder de Black Sabbath estuvo a punto de matar a su esposa Sharon mientras estaba drogado.

NUEVA YORK, N.Y.-  Que Ozzy Osbourne es uno de los músicos más polémicos de todos los tiempos es algo que, a día de hoy, es indiscutible. Cuando parecía que el líder de la banda británica Black Sabbath no podía sorprender más, ha decidido contar uno de los episodios más salvajes de toda su vida: el día que intentó matar a su mujer Sharon en 1989.

Según ha contado el controvertido rockero, de 71 años, en un nuevo documental emitido este pasado domingo en la televisión estadounidense, llamado “Las nueve vidas de Ozzy Osbourne”, dicho episodio de violencia doméstica sucedió mientras estaba drogado y totalmente fuera de sí, como ha descrito también su mujer, de 69 años.

“No tenía idea de quién estaba sentado frente a mí en el sofá, pero ese no era mi esposo. Estaba en un estado en el que tenía esa mirada en sus ojos, pero las persianas estaban cerradas y yo no conseguía verle bien. Y él simplemente dijo: ‘Hemos tomado la decisión de que tienes que morir’”, ha recordado en su relato Sharon.

Según ha continuado la esposa de Osbourne, nada antes de aquella afirmación le hizo sospechar que el cantante acto seguido se lanzaría encima de ella y trataría de acabar con su vida minutos después de acostar a sus tres hijos, Aimee, Kelly y Jack, que por aquel entonces tenían seis, siete y ocho años, respectivamente.

“Él estaba tranquilo, muy tranquilo, y de repente se abalanzó sobre mí y simplemente se colocó encima y comenzó a estrangularme. Me tiró al suelo con él y yo intenté buscar la mesa. Conseguí notar el botón de pánico y simplemente lo presioné. Lo siguiente que supe fue que la Policía estaba allí (…) Es el momento en el que más miedo he tenido de toda mi vida”, ha finalizado la esposa de Ozzy, que asegura que en todo momento su mayor temor fue que su marido fuera después por los niños.

Según ha contado el propio artista, aquel comportamiento, producto de una alucinación por las drogas, “no fue precisamente uno de mis mayores logros”.

“Estaba muy tranquilo. Me sentí más tranquilo que en toda mi vida. Estaba en paz absoluta… Pero lo único que recuerdo es que me desperté en la cárcel de Amersham y le pregunté al policía: ‘¿Por qué estoy aquí?’, a lo que me respondió ‘Por intento de asesinato’”.

De acuerdo con lo que ha revelado la pareja Osbourne también, aquel suceso supuso un punto de inflexión en su relación y un ultimátum por parte de ella. Ozzy fue sentenciado a seis meses de ingreso en una clínica y Sharon sopesó sus opciones para pedirle el divorcio o no. “Le dije: ‘No quiero el dinero… pero si vuelves a hacer esto, o te voy a matar o me vas a matar a mí. ¿Y quieres eso para los niños?”, ha contado ella, que en el momento en el que tuvo lugar el intento de asesinato llevaba siete años casada con el cantante.

La pareja, protagonista del reality con el que el mundo conoció sus vidas fuera de lo común, pasó por el altar en 1982 y, tras más de 38 años casados, es uno de los matrimonios más ricos del Reino Unido, según The Sunday Times, que estima su patrimonio en unos 100 millones de libras aproximadamente.

Debido a que siempre han estado muy cómodos con la parte más mediática o pública de sus vidas, a principios de este mismo año el rockero y su mujer no dudaron en relatar en el programa de televisión estadounidense Good Morning America que Ozzy había sido diagnosticado con Parkinson en febrero de 2019 tras una “mala caída” en casa que le obligó a someterse a una cirugía en el cuello y le “jodió” los nervios.