DOÑA CUCA INZUNZA DE LÓPEZ LA GRAN DAMA DE GUASAVE

COLUMNA HUÉSPED PRINCIPALES

 

 

‘Si me permiten hablar’. Crónicas de un locutor y periodista.

Por: Agustín Torres Sotomayor.

Sinaloa.21 julio 2021.- En 1973 estudiaba la secundaria en la ESFI  de Guasave, Sinaloa. Estaba en tercer grado y además de ser monaguillo, también estuve en el coro de la iglesia de Nuestra Señora del Rosario de Guasave donde mi abuelo materno Pablo Sotomayor había sido director del coro años atrás.

A mis 14 años le pedí al padre Salas que me impartiera clases de pintura. Así fue como llegue a la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús. Él era sacerdote en esa iglesia.

Ante mi pobreza, el padre Salas me facilito el lienzo de manta blanca, los pinceles y las pinturas. Primero me enseño a ‘fondear’ los colores oscuros. Al término de la clase me iba al salón donde se reunían las damas católicas. Un día invite a mi tía Maura Sierra Ayala, ‘la Ita’. Ella estaba en el tercer año ‘B’, yo orgullosamente acudía al tercer año ‘A’ de la ESFI. Éramos de la misma edad, nuestras familias eran oriundas de Chinobampo, El Fuerte.

Siendo adolescentes, terminamos por integrarnos al grupo de aquellas damas guasavenses integrado por; la señora,’Cuca’ Inzunza de López, la señora ‘Poly’ de Fonseca, Carmelita Martínez Gazca, doña Esperanza de Borquez, esposa de ‘Nacho’  Borquez, doña ‘Panchita’ Chavira, ‘Marillita’ Acosta, doña Teresita y otras muy respetables y queridas damas del Guasave de la década de los 70as.

Las damas católicas de la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús de Guasave tenían cono párroco al padre Francisco Ayala.

Así fue como conocí a doña ‘Cuca’ Inzunza de López. Por sus acciones caritativas con la gente pobre fue como aprendí a conocerla y a quererla.

Doña ‘Cuca’ Inzunza y su esposo Alejandro López, ‘Jando Barullos’ tuvieron cuatro hijos y solo una mujer; Silvia.

Los varones fueron Oscar, Fausto y René López Inzunza.

En su juventud, Silvia López Inzunza fue la mujer más hermosa de todo el estado de Sinaloa. Un 06 de enero aquella muchacha tan hermosa contrajo matrimonio con el joven Roque Chávez Castro, hijo de doña Sofía Castro y del ciudadano libanés Salvador Chávez. De esa unión nacieron Silvia Miriam, Roque de Jesús, Carlos, Julisa y Alex Chávez López.

Ese año de 1973 cuando venía de la secundaria llegaba a casa de doña ‘Cuca’ Inzunza. La casa estaba ubicada frente a la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús de Guasave, Sinaloa.

Con doña ‘Cuca’ vivía su nieta Silvia Miriam Chávez y Baltazar Mascareño su esposo. Algunas veces me quedaba a comer a petición de doña ‘Cuca’.  Siempre me toco comer acompañado por la Silvia ‘mirita’, que era la mayor lo los hijos de Silvia Miriam, la ‘Silvita’ tenía cinco años, Roque Baltazar, ‘el pícher’ que tenía 3 años y la bebe más hermosa, la Karen Chávez Mascareño que apenas empezaba a caminar.

Los bisnietos Mascareño Chávez le alegraban la vida a doña ‘Cuca’ y a don ‘Jando Barullos’  y se la complicaban porque los tres eran muy traviesos. Yo terminaba de comer y terminaba limpiando el  desorden que dejaba Karen, que hacia una revolución en la mesa.

Don Alejandro López, ‘Jando Barullos’ casi nunca comía en casa, siempre andaba en las tierras. En esa década de los 70as. Los agro titanes de Guasave eran don Alejandro López, ‘Jando Barullos’ el, Ramiro Castro, don ‘Nacho’ Borquez y los Menchaca.

Creo que fue en 1974 cuando doña ‘Cuca’ me pidió que estuviera en el aniversario de bodas de ella y don Alejandro. La fiesta fue para todo el pueblo de Guasave. Adentro del caserón de los López Inzunza convivían los amigos y la familia. Afuera en la calle había dos ‘trailers’, uno lleno de cerveza y el otro lleno de ollas con barbacoa, frijoles puercos y sopa para todos pero todos los guasavenses. La fiesta era para todo el pueblo, había más de dos mil personas festejando. Recuerdo que había tres bandas sinaloenses. ‘Los Tamazulas de Guasave’, ‘Los Cervantes de Sinaloa de Leyva’ y la banda ‘Santa Rosa’ de Guamúchil.

Algunas veces mientras yo jugaba con ‘el pícher’,  ‘Silviamirita’ y la Karen, que apenas quería empezar a caminar, llegaba gente muy humilde buscando a doña ‘Cuca’ López de Inzunza.

Ella salía los atendía y les daba generosamente una ayuda económica. Aprendí a amarla porque ella me enseño el valor de la caridad.

Este miércoles 21 de julio, doña ‘Cuca’ Inzunza y don Alejandro López, ‘Jando Barullos’ deben estar felices, porque su única hija mujer, doña Silvia López de Inzunza de Chávez se reunió con ellos y con don Roque Chávez Castro en el cielo.

Hoy la casona de doña ‘Cuca’ Inzunza y de don Alejandro López ‘Jando Barullos’ ya no existe. La casona que fue construida en el siglo XIX fue destruida para dar paso a un Oxco. Mal asunto.

En 1988 siendo yo Director de Acción Social del Ayuntamiento de El Fuerte, Roque Chávez López, ‘Roquito’, me invito a la posada de la radio, de Promomedios Mochis. Ahí estuvo don Roque Chávez Castro y doña Silvia López Inzunza de Chávez conviviendo con todos los trabajadores, locutores, secretarias.

Doña Silvia López Inzunza de Chávez recuerdo que llevaba un elegante vestido de una sola pieza, con un escote en la espalda y con esa sonrisa que hoy ilumina la casa del señor y con la que siempre la habremos de recordar.

Tengo un gran amor por lo que aprendí de doña ‘Cuca’ Inzunza de López, madre de doña Silvia López de Chávez y tengo un gran agradecimiento para don Salvador Chávez,  que fue amigo de mi padre Simón Torres, y a su esposa doña Sofía Castro de Chávez, a don Roque Chávez Castro, su hijo, por darme la primera oportunidad de trabajar en lo que seguirá siendo mi pasión; la radio.

Mal empezó mi día Este día ha llenado de tristeza mi vida. Además de lamentar la pérdida de doña Silvia López de Chávez, perdí a un amigo que fue un incansable luchador de la izquierda, el ‘profe’ Román Rubio de Sinaloa de Leyva y junto con él a Esteban López, un nuevo valor de la política. Alguien nos robó su inteligencia y su presencia física que muchos de sus amigos hoy lloramos.

‘Profe’ Román, usted lucho mucho por los desprotegidos. Nadie sabía de la existencia de los ‘Taramaris’. Nadie sabía que son indígenas ‘raramuris’ que emigraron a Sinaloa para asentarse en cuevas de las montañas de la sierra madre occidental en Sinaloa hasta que usted los descubrió y emprendió una campaña durante años para dignificarlos.

Este día el Gobernador Electo Doctor Rubén Rocha Moya perdió dos amigos leales, que lo acompañaron en el trayecto político de su vida. Román Rubio de Sinaloa de Leyva y  Martín Meza Ortiz de Badiraguato.

Dr. Rocha Moya, le suplico que en homenaje al ‘profe’ Román, haga justicia a los indígenas rarámuri de Sinaloa de Leyva.

También quiero dar el pésame a mi amigo Luis Alberto Díaz, Director del informativo ‘Los Noticieristas’. Este miércoles falleció su hermana Mirna Judith Díaz.

Animo!! Luis Dios provee