DANIELA ROMO TRIUNFO EN LA LUCHA CONTRA EL CÁNCER DE MAMA

COLUMNA HUÉSPED PRINCIPALES

«SI me permiten hablar». Crónicas de un locutor y periodista

Por Agustin Torres Sotomayor.

Sinaloa. 14 dic. 2020.-  Daniela Romo y yo no somos amigos, somos gemelos astrales, tal y como ella me lo expreso el jueves 25 de agosto de 1983 en el restaurante «Anita» de El Fuerte, Sinaloa.

Ese año Daniela realizaba una gira de promoción al disco que había grabado en Madrid, España bajo la producción del compositor italiano Danilo Vaona, el disco llevo su nombre «Daniela Romo». En las radiodifusoras de todo el país ya sonaban las canciones; «Mentiras», «Te amo», «La ocasión para amarnos» y «Pobre secretaria» que le compuso Miguel Bose.

Daniela había estado en Mazatlán, Culiacan y en Los Mochis su compañía discografica Hispavox, filial española de Discos Gama, me dio la exclusiva, ese año yo trabajaba como director artístico y locutor de la radiodifusora XEPNK Canal 88.

La entrevista para la radio se realizo en el estudio de grabación de Promomedios Mochis de don Roque Chavez Castro, el estudio lo dirigía otro fuertense distinguido, Ernesto «Neto» Ayala.

Ese jueves 25 de agosto invite a Karina Terrazas, mi querida hermana, mi amiga y compañera de la carrera de comunicación de la Universidad de Occidente. Era su sueño conocer a Daniela. Karina Terrazas (qepd) llego con su cámara fotográfica, la fotografía que hoy les comparto fue tomada por ella.

La entrevista culmino a las 2 de la tarde. Hacia hambre. Daniela -le dije- si gustas te invitamos a comer. Ella me respondió que tenía que regresarse a Culiacan pues saldría a la ciudad de México en el ultimo vuelo.

Con el entusiasmo por tener a quien habia su ídolo de toda la vida,  Karina Terrazas le insistió. Andale Daniela, vamos mija, vamos a comer. Confieso que tuve que emular a Pancho Arizmendi que siempre presume tanto a El Fuerte yo le copie, quise presumir la tierra de mi madre. Karina y yo subimos a Daniela Romo al automóvil y nos enfilamos a nuestro querido Pueblo Mágico de El Fuerte. Me dio pena.

Ese año la carretera era de dos carriles y estaba llena de baches por las lluvias, (hasta que llego el Gobernador de Sinaloa Juan S. Millán y nos construyo una supercarretera de 4 carriles).

En campo Esperanza se nos cruzo un hato de vacas y tuvimos que detenernos. La Daniela Romo estaba encantada. Aprovechamos la parada para comprar fruta.

Llegamos al hermosísimo Fuerte del Marques de Montesclaros, le presumi a Daniela la historia del pueblo. La llevamos al palacio municipal y después de un recorrido por la plazuela entramos al restaurante «Anita» donde nos recibió don Pascual Anaya Cota.

Cuando entramos, del lado izquierdo la mesa estaba ocupada por el ministerio publico, a la derecha salude a don Isabel Ramos Santos, director del periódico El Debate de Los Mochis que estaba acompañado por amigos.

Don Pascual Anaya nos atendió personalmente como era su costumbre. Unos callos de lobina para abrir el apetito y después una orden de cauques pidió la famosa cantante.

Gemelos astrales

Mientras servían la comida, hablábamos de cosas personales.

Fue cuando le dije a Daniela, eres unas horas mayor que yo. ¿Como? Respondió ella.

Si, le afirme, tu naciste en la noche del jueves 27 de agosto y yo en la madrugada del viernes 28.

¡Somos gemelos astrales! Respondió ella. Somos Virgo!.

El retorno fue tranquilo, de bromas, anecdotas y remembranzas personales. Daniela nos contó a Karina y a mi que en 1983 mientras grababa el disco había vivido en la casa de Miguel Bosé en España. ‘Andaba entre la ciudad de Brieva en Segovia, Valencia y Madrid, en las casas que tenía doña Lucia Bose», la madre del celebre cantante.

Nos conto como Miguel Bose organizo un convivio en su casa madrileña y ahí le presento a Rocío Dúrcal, Junior, Rocio Jurado y José Luis Perales, que fue quien le compuso la canción «Celos», el mismo Miguel Bosé le compuso la canción «Pobre secretaria» aunque ella tambien llevaba desde Mexico la canción «De mi enamorate» que le regalo Juan Gabriel. Todas las grabo en el estudio madrileño de su compañía discografica Hispavox.

Daniela nos confío a Karina y a mi, que su madre doña Teresa Corona fue madre soltera y que la criaron ella y su abuela, después nacería su hermana 5 años menor.

Con las regalias de los discos y las presentaciones en latinoamerica, Daniela le compro a su madre doña Teresa Corona, la casa de Querétaro donde vivió hasta el 28 de septiembre de este año que murió de Covid 19.

Recordo como en su infancia, gracias a que doña Teresa y su abuela que la llevaban a misa todos los domingos, pudo incorporarse al coro de la iglesia donde cantaban los hermanos Zavala, a los once años inicio su carrera como cantante con el apoyo de ellos.

Fueron las ‘micheladas’ del restaurante «Anita» que nos preparo don Pascual. El viaje de regreso de El Fuerte a Los Mochis se nos hizo corto. Daniela recordó que desde niña admiraba a Rocío Durcal, de ahí nació el deseo de ser cantante y que en 1978 dejo de ser Teresa Presmanes Corona (su nombre real) para convertirse en Daniela Romo. Si fueron las micheladas.

La ultima grabación de Daniela Romo es la canción «Vencer el desamor» que es el tema de la telenovela del mismo nombre que hoy  trasmite Televisa a través del canal de las estrellas.

La lucha contra el cáncer de mama

En el 2011 Daniela Romo inicia una lucha sin futuro, vencer el Cancer de Mama. Los oncólogos que consulto no le daban esperanza de vida, prácticamente la desahuciaron. Fue gracias a Dios, a las oraciones de miles de sus fanáticos y a su amor por la vida lo que la salvaron.

Ese jueves 25 de agosto de 1983 que veníamos de El Fuerte entendi que eramos gemelos astrales porque ella nacio dos horas antes que yo, el jueves 27 de agosto en la ciudad de México, a las 11 de la noche para ser exactos en un hospital. Mientras yo nacía en el callejon Doctor Brawn de Guasave a la 1 de la madrugada en la casa de mi madre que fue auxiliada en el parto por doña Rafaela, esposa de don Luis Ibarra (director de la emblematica Orquesta Ibarra de Guasave, con la que canto por primera vez Pedro Infante y en la que su padre don Delfino Infante Garcia fue clarinetero).

Daniela Romo enfrento el Cáncer de Mama el 2011 y lo vencio. Yo enfrente el Cáncer de Estomago el 2004 y aunque no lo he vencido a ambos nos desahucio la ciencia medica y ambos tenemos por prescripcion medica, que seguir atendiendonos de por vida. Dios nos dio una segunda oportunidad.

Ahora se porque somos gemelos astrales como nos dijo Daniela Romo a Karina Terrazas y a mi.