COEPRISS RECOMIENDA NO USAR CIGARRILLOS ELECTRÓNICOS Y/O VAPEADORES

CENTRO PRINCIPALES

A partir de este jueves, por decreto presidencial, queda prohibida la importación de este producto.

Culiacán, Sin. 20 feb. 2020.- La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios de Sinaloa (COEPRISS) recomienda evitar el uso de cigarrillos electrónicos y/o vapeadores, sobre todo aquellos que en su composición tengan THC (Tetrahidrocanabinol) con aditivos de vitamina E u otros aceites vegetales; y cuya seguridad no ha sido comprobada científicamente.

El comisionado Jorge Alan Urbina Vidales subrayó que los casos de enfermedad pulmonar inducida por vapeo representan un riesgo para la salud pública, dada la creciente popularidad y el uso frecuente de cigarrillos electrónicos y dispositivos de vapeo que se comercializan como una alternativa al consumo del tabaco y otras sustancias.

“Por tal motivo, a partir de este jueves, por decreto presidencial, queda prohibida la importación de cigarros electrónicos ya que está comprobado que el aerosol procedente de los cigarrillos electrónicos con nicotina contiene más metales pesados que el humo del cigarro tradicional”, comentó el comisionado.

Informó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que los Sistemas Electrónicos de Administración de Nicotina (SEAN), mejor conocidos como cigarrillos electrónicos o dispositivos vaporizadores; los Sistemas Electrónicos Sin Nicotina (SSSN) y los Sistemas Alternativos de Consumo de Nicotina (SACN) pueden contener niveles de sustancias tóxicas y compuestos carcinógenos, en ocasiones superiores a los de los cigarrillos tradicionales.

“Ante la gravedad de los casos reportados  se recomienda que las personas se abstengan de utilizar cigarrillos electrónicos y/o dispositivos de vapeo”, advirtió.

Con estas acciones la COFEPRIS y la Secretaría de Economía dan cumplimiento a lo dispuesto por el marco legal vigente, eliminando cualquier posibilidad de que se comercialicen en territorio nacional productos distintos del tabaco.

Explicó que los cigarrillos electrónicos y dispositivos de vapeo funcionan calentando un líquido para producir un aerosol que los usuarios inhalan; el líquido puede contener nicotina, mariguana y otras sustancias o aditivos, algunos pueden ser adulterados con otros aceites, vitamina E y otras sustancias.

“El aerosol de un cigarrillo electrónico puede contener sustancias potencialmente dañinas como compuestos orgánicos volátiles, partículas finas, metales pesados como níquel, estaño, plomo, sustancias químicas cancerígenas, saborizantes como el diacetilo, sustancia química vinculada a enfermedad grave de los pulmones”, enfatizó.

Puntualizó que si se ha utilizado un cigarrillo electrónico o dispositivo de vapeo, y presenta tos, dificultad para respirar, dolor en el pecho, náuseas, vómitos, diarrea, fatiga, fiebre o dolor abdominal deben solicitar atención médica y no automedicarse. “Los síntomas pueden aparecer en días o hasta semanas después del uso de estos dispositivos”, señaló.

“Es importante que las mujeres embarazadas eviten el uso de cigarrillos electrónicos y dispositivos de vapeo”, dijo.

Urbina Vidales precisó que en México se mantiene una vigilancia epidemiológica sobre los casos de enfermedad pulmonar grave posiblemente asociada al uso de cigarrillos electrónicos y/o vapeo, y se tiene implementada la notificación de casos probables identificados en los hospitales de segundo y tercer nivel de atención de unidades públicas y privadas con sintomatología respiratoria y que cumpla con la definición operacional de caso.

Explicó que actualmente se considera caso probable es toda persona de cualquier edad con enfermedad pulmonar grave (tos, dificultad para respirar, dolor torácico y uno o más de los siguientes: náuseas, vómitos, diarrea, fatiga, fiebre o dolor abdominal), que haya utilizado cigarrillos electrónicos y/o vapeadores 90 días previos al inicio de síntomas, sin evidencia de un diagnóstico médico previo asociado a un proceso cardiaco, reumatológico o neoplásico.

Para efecto de la vigilancia epidemiológica un caso confirmado es todo caso probable con evidencia de datos radiológicos de infiltrado pulmonar, y que se descarte por laboratorio un proceso infeccioso de cualquier otra etiología.

Urbina Vidales que los cigarrillos electrónicos y/o vapeo también se conocen como “e-cigarrillos”, “e-cigarettes”, “E-cigs”, “narguiles electrónicos” o “e-hookahs”, “mods”, “plumas de vapor”, “vapeadores”, “sistemas de tanque” y “sistemas electrónicos de suministro de nicotina”.